Desmentir los Mitos Comunes de Detección de Fugas



La tecnología de ultrasonido puede ser una herramienta increíblemente poderosa y útil en su lugar de trabajo. Con la capacidad de detectar fugas desde una distancia de hasta 150 pies y señalar la ubicación exacta en segundos, el ultrasonido aéreo y basado en estructuras (A&SB) puede ahorrarle a su empresa miles de dólares en costos de mantenimiento y tiempo de inactividad. A pesar de todos los claros beneficios del ultrasonido, existen algunos conceptos erróneos comunes sobre las tecnologías A&SB. Es por eso que estamos aquí para desacreditar algunos de los mitos de detección de fugas más comunes que puede haber escuchado.


Mito 1: La tecnología de ultrasonido es una herramienta de medición


El ultrasonido es una herramienta increíblemente útil para varias aplicaciones: detectar e identificar fugas en un entorno ruidoso, realizar pruebas de control de calidad para detectar cualquier fuga en los productos e incluso localizar cambios de energía del aire comprimido. A pesar de todos sus usos, una cosa que la tecnología de ultrasonido no puede hacer es medir el tamaño de la fuga. Sin embargo, nuestro UL101 puede identificar incluso las fugas más pequeñas, por lo que, si bien no puede decirle el tamaño de la fuga, puede decirle exactamente dónde y qué reparar, eliminando la fuga por completo.


Mito 2: Solo las fugas grandes se pueden encontrar fácilmente.


Un error común sobre la tecnología de ultrasonido es que solo las fugas grandes pueden detectarse fácilmente. Sin embargo, nuestro equipo es más sensible que cualquier otro dispositivo de detección de fugas o ultrasonido, y tiene la relación ruido-señal más alta de la industria. Nuestros dispositivos de escucha de ultrasonido UL101 pueden detectar fugas en un entorno increíblemente ruidoso y ajetreado. Si bien se pueden detectar fugas más grandes en un rango más amplio, incluso las fugas increíblemente pequeñas se pueden detectar con la tecnología A&SB. En comparación con otros modelos ultrasónicos, nuestro UL101 puede detectar fugas de hasta 300 pies de distancia.


Mito 3: Existen indicadores más confiables para detectar las condiciones operativas de un activo.


Hay varias formas de monitorear y detectar cómo está operando un activo dentro de su instalación. Sin embargo, muchos de estos métodos, como escuchar ruido audible, detección de infrarrojos y monitoreo de temperatura, solo pueden detectar cuando el activo está fallando o cerca de fallar. De acuerdo con la curva de fallas potenciales, la precisión y el mantenimiento predictivo son menos costosos y más eficientes que las formas alternativas de mantenimiento. La tecnología de ultrasonido acústico es la primera línea de defensa para el mantenimiento de precisión, y el mantenimiento predictivo basado en la condición del activo puede ser vital para ayudarlo a tomar medidas proactivas para mantener el funcionamiento de su equipo. Tener Ultrasonido en su arsenal puede mantenerlo por delante de la curva de fallas de activos y ahorrarle mucho al evitar fallas catastróficas.


8 views0 comments

CONTACT AN ULTRASOUND EXPERT

1004 LITTLESTOWN PIKE, SUITE H WESTMINSTER, MD 21157 USA

+1 (877) 287.5797 | +1 (410) 876.5676 | INFO@CTRLSYS.COM

© 2020 CTRL Systems, Inc.

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black LinkedIn Icon
  • Vimeo
  • YouTube